Cuidado de los ojos del bebé

El cuidado de los ojos del bebé  es fundamental para tener una adecuada salud visual desde pequeños, evitando algunos hábitos que pueden dañar su vista y añadiendo también costumbre que son muy sanas en el cuidado diario del pequeño. Los Padres deben siempre estar atentos ante cualquier cambio o señal por pare del bebé con respecto a su visión, poniendo énfasis en la importancia del cuidado de los ojos del bebé.

Cuidado de los ojos del bebe

El desarrollo de los ojos del bebé y sus cuidados

Desde su nacimiento, los ojos del bebé se siguen desarrollando para adaptarse a las funciones que tendrán el resto de su vida, por lo que las primeras semanas el bebé no enfoca adecuadamente sus ojos y posiblemente reconozca rostros hasta el segundo o tercer mes. De cualquier forma, hay que empezar a cuidar su vista desde que nace, evitando en lo posible los cambios drásticos de luz, la luz intensa directa en sus ojos, así como el agua, jabón o cualquier otra sustancia que pueda entrar en sus ojos al bañarlo.

Cuidado de los ojos del bebe

A partir del mes número tres, el bebé puede seguir los objetos con sus ojos y hasta girar su cabeza cuando algo llama su atención. Reconoce sobre todo el rostro de sus Padres y puede parecer indispuesto a que algún desconocido lo abrace, pues no reconoce su cara. A partir de este momento, los niños empiezan a utilizar sus ojos y su vista de igual manera que los adultos y más grandes podrán disfrutar de cosas típicas de la infantil, como acudir a fiestas o hacerse un maquillaje pintacaras original para niños.

Evitar accidentes es vital en el cuidado de los ojos del bebé

Recuerda que la principal causa de los problemas de visión que pueden tener los niños siempre son los accidentes en casa, por eso es tan importante vigilar constantemente que ellos se encuentren seguros y con las medidas necesarias para evitar cualquier contratiempo. Algunos de los accidentes más ocurridos son:

Cuidado de los ojos del bebe

  • Los bebés se lastiman sus ojos con cosas con las cuales estaban jugando con sus manos, por ejemplo las llaves, una sonaja con algún pico, un lápiz, etc.
  • El bebé se acerca a algún objeto puntiagudo cuando ya es capaz de gatear o inclusive de caminar, hay que cuidar para esto las esquinas de las mesas y los picos de las sillas.
  • El bebé derrama algún líquido caliente o dañino en sus ojos, por ejemplo al jalar un mantel de la mesa cuando hay agua caliente encima.
  • Sin querer, los Padres o los cuidadores pican algún ojo del bebé al cambiarlo, al abrazarlo o al interactuar con él.

Cuidado de los ojos del bebe

Recordaremos que todos estos son accidentes y que de ninguna manera quisiéramos que algo así sucediera, sin embargo si llega a pasar, hay que observar la magnitud de la lesión y si es necesario trasladar al niño al Doctor o a la sala de urgencias. Por ningún motivo debemos de automedicar al niño o poner algún remedio casero en sus ojos.

Las infecciones y el cuidado de los ojos del bebé

Las infecciones suelen ser recurrentes en los bebés, sobre todo cuando van creciendo y se exponen más al sol, al viento, al polvo y a los cambios de clima. Algunos niños también sufren este tipo de molestias cuando empiezan a gatear y se desplazan ensuciando sus manos y después se tallan por algún motivo sus ojos. Por tal motivo, es importante también lavar constantemente sus ojos o de alguna manera desinfectarlos con toallitas húmedas.

Cuidado de los ojos del bebe

Recuerda que la prevención es de suma importancia en este sentido, acondiciona tu casa para que existan los menos peligros posibles y si lo consideras necesario adapta algunos aditamentos que venden en el mercado, con los cuales se hacen más seguros los rincones del hogar, de esta manera todos estamos pendientes del cuidado de los ojos del bebé.

Deja un comentario